Tiempos

Un cartel para pensar

Julio es un mes con un profundo significado simbólico para Nicaragua. Es el mes de la guerra y de la liberación. El comienzo de la utopía. Pero la guerra tiene costos, ¿cuánto hemos pagado las mujeres por ella?

elvira cuadra

10733799_959195727426290_2204187659066728022_o

Vi este cartel e inmediatamente me recordé de una conversación hace varias lunas con Mildred Largaespada sobre cómo vivimos las mujeres de Nicaragua experiencias como la guerra, la Revolución, los terremotos, huracanes y todo aquello que nos ha tocado vivir a las de mi generación y otras contemporáneas.

Recuerdo la vieja Managua, el terremoto del 72, la guerra, el miedo a los operativos de la Guardia en las escuelas, los bombardeos a la ciudad, el olor de los cadáveres quemándose en la calle y la desolación de esos días. Con la Revolución llegó la alegría y también el dolor. La alegría de la alfabetización, los cortes de café y algodón, los entrenamientos en las milicias, la zozobra de mi hermano desaparecido y la de ver llegar a los amigos en ataúdes.

Ver la entrada original 128 palabras más

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s